HOLA AMIG@

Amigo de las letras y de los sones que ellas encierran, agradezco tu presencia en esta sinfonía de palabras, que sólo enmudecen para escuchar tu silencio. El precioso silencio de quien disfruta de la lectura. Te dejo mis versos y mis cuentos, para que vayas despacio, hacia tu propio encuentro.

miércoles, 15 de marzo de 2017

DUDAS



La tarde, apacible y silenciosa,
se deshoja entre los últimos rayos del poniente.
Allende la incógnita,
mi nave de curiosas velas
otea en un mar de dudas.
¿Volverá el sol otra mañana
a vislumbrar la vida?
¿serán los huesos, al final de este otoño,
otra vez primavera?
Incierta coincidencia,
metáfora de dudoso acierto,
la noche será día mientras mis ojos sueñen.


domingo, 10 de abril de 2016

Con el otoño en el alma


Llueve. La lluvia arrastra los huesos
desnudos del tiempo.
No hay clemencia para ellos,
son relojes muertos,
almanaques deshojados
  que naufragan en las esquinas.
La ciudad yerma,
inquietantemente quieta,
se agita en el silencio del agua
que en diminutos universos
conquista los espacios, cada espacio,
donde mis ojos se posan
buscando tu sonrisa mañanera.
No hay otra manera
de soportar la lluvia
sino con este traje de otoño
que se me adhiere a la piel
de la nostalgia, mojándola
calladamente, insistentemente,
y que me hace caer en la cuenta
que es otoño también en mi alma.

lunes, 4 de abril de 2016

Escombros


Lenta se derrumba la tarde,
se esparcen sus escombros
sobre las sombras somnolientas,
como piedras se amontonan
los ecos
y las luces del día quedan apretadas, inertes.
Los sueños sucumben
y la triste melancolía
busca refugio al amparo de la noche.
Tal vez mañana, corazón, tal vez mañana.

domingo, 3 de abril de 2016

Lentitud


La lenta garúa que cae
parece que no cae.
Sostenida entre el ocre
que pinta mi ventana,
es un espejo que alarga la pereza del día.
MIro su quietud subversiva,
su lenta agonía
antes de morir en la flor trémula
que dibuja el color de la mañana;
y espero desespero,
otoño de desnudas ramas,
que tu collar de perlas
no me regale una lágrima.

viernes, 1 de abril de 2016

Tus besos




Siento tu boca adherida a la mía. 
Las dos son ahora una sola; 
un solo mar donde las olas 
alcanzan una marea incontenible.

miércoles, 16 de marzo de 2016

QUÉDATE


Tus manos suaves
atrapan la tarde con premura.
¡Has perdido el sosiego!
Déjala que se vaya,
tu quédate.
Deja que la noche eche aldabas
a las puertas
y que se quede ahí, a fuera,
velando hasta que amanezca.
Tu quédate, no te vayas.
Deja que los sueños
abran sus flores 
y esparsan sus aromas,
no obligues a las horas
a viajar con tus lejanías,
no hay apuro;
la vida es demasiada sed
para tan poca agua.
Abre tu cántaro esta noche
para que la lluvia inunde nuestro lecho.
Quédate, no te vayas.

sábado, 5 de marzo de 2016

Tarde de lluvia

LLueve...
La tarde me llena de gozo bajo el encanto de la lluvia, y ese dejo de nostalgia que me llama y al cual acudo, termina por vencerme al influjo de tu recuerdo.
Me estoy acostumbrando a tus besos, al modo sutil de hablar con la mirada y a ese misterio insondable que habita en tu alma.
Es tarde de lluvia, hay sosiego, empero el silencio me habla y yo te escucho.